Controla tu Diabetes
formá parte de
nuestra comunidad!
Sumate!
Suscribite al Newsletter
18Oct

Exceso de glucosa en la sangre y el corazón

El exceso de glucosa en la sangre podría provocar complicaciones en el corazón. Una alta ingesta de grasas provoca que el cuerpo las aglutine en el hígado, lo que a su vez eleva los lípidos (triglicéridos y colesterol) en la sangre y tapa las arterias, desencadenando padecimientos del corazón.

Para evitar complicaciones, ten en cuenta estas recomendaciones:

- Reduce los lípidos: ellos son responsables de tapar las arterias y dañar el corazón. Por ello, es recomendable hacerse un control de lípidos al menos una vez al año con el fin de verificar que el colesterol LDL (malo) sea menor que 100, el colesterol HDL (bueno) mayor que 40 en hombres y mayor que 50 en mujeres; también, que los triglicéridos sean menores que 150.

- Baja de peso: Tener sobrepeso aumenta el riesgo de diabetes tipo 2, enfermedades del corazón y derrames. Perder peso lo puede ayudar a prevenir y controlar estos problemas. Por eso es necesario bajar de peso de forma gradual. Lo importante es perder grasa y no músculo.

- Alimenta tu corazón: en tu dieta incluye alimentos ricos en fibra como cereales integrales, las frutas y las verduras. Prefiere grasas saludables como las que están presentes en los aceites vegetales, en la palta y en las nueces. Además limita el consumo de las grasas saturadas o trans que se encuentran en las carnes, la manteca y los productos procesados.

- Renuncia al cigarrillo: fumar afecta tu salud cardiovascular, ya que acelera la frecuencia cardiaca y contrae las arterias, haciendo que el corazón trabaje a marchas forzadas. Dejar de fumar no sólo te ayudará a proteger tu corazón, también te permitirá recuperar tu sentido del olfato y del gusto y llevar una vida más saludable.

- Mantén tu presión estable: cuando los vasos sanguíneos están más estrechos, se incrementa la presión arterial para que la sangre realice todo su recorrido por las venas, lo que incrementa el riesgo de problemas cardíacos, razón suficiente para medir tu presión al menos dos veces al año.

Compartir
Etiquetas:
flechavolver a novedades