Controla tu Diabetes
formá parte de
nuestra comunidad!
Sumate!
Suscribite al Newsletter
13Jul

fase de luna de miel en la diabetes: ¿Qué es?

fase de luna de miel o de remisión parcial, es un periodo que acontece al poco tiempo del diagnóstico de la diabetes y que se caracteriza por una disminución de las necesidades de insulina y la facilidad para el control glucémico.

  • Durante este periodo la hemoglobina glicosilada suele ser menor a 7% y las necesidades de insulina bajas (<0.5 U/Kg/día).

¿Por qué se produce la fase de luna de miel?

Se produce porque tras el inicio de las inyecciones de insulina, inmediatamente después del debut, las células del páncreas productoras de insulina que aún sobreviven y, que hasta antes del diagnóstico estaban estresadas, son capaces ahora de ayudar al cuerpo a mantener estable los niveles de glucosa sanguínea con una pequeña secreción residual de insulina.

¿Cómo se produce la fase de luna de miel?

Inmediatamente después del diagnóstico de diabetes se necesitan dosis elevadas de insulina. Esto ocurre porque al haber estado el cuerpo sometido a niveles altos de glucosa en sangre durante las semanas previas al diagnóstico no se encuentra tan sensible a la insulina como hasta entonces.

Posteriormente, tras iniciarse la terapia con insulina subcutánea, la sensibilidad a la insulina aumenta rápidamente y, tras una semana aproximadamente, los requerimientos de insulina disminuyen considerablemente.

Conforme el nivel de glucosa en sangre se va manteniendo normal, las células beta comienzan nuevamente a producir más insulina, lo que permite disminuir las dosis de insulina subcutánea en mayor medida, produciendo el comienzo del periodo de remisión.

Esta insulina que produce el propio páncreas se libera en relación al nivel de glucosa en sangre y facilita el control de la glucosa durante este periodo.

Duración de la fase de luna de miel:

La duración de esta fase es variable. Los requerimientos más bajos de insulina se presentan entre 1-4 meses después del diagnóstico.

Por lo general, el periodo de remisión es muy corto en los niños pequeños y, de hecho, los niños menores de 5 años que han tenido un debut en forma de cetoacidosis casi nunca llegan a presentarlo. Por el contrario se prolonga un poco más en los casos de adolescentes, siendo raro que sobrepase el año.

¿Qué interés tiene el periodo de remisión o luna de miel?

El hecho de mantener una pequeña secreción residual de insulina contribuye durante un tiempo a mantener el buen control glucémico sin necesidad de tanto esfuerzo y, en cierta manera, confiere protección frente a la cetoacidosis.

No obstante, cuando se presentan infecciones o situaciones de estrés los requerimientos de insulina suelen aumentar debido a la secreción de hormonas que suben la glucosa (cortisol y adrenalina) haciendo necesario en muchas ocasiones ajustar las dosis de insulina subcutánea consecuentemente.

Por otra parte, esta fase tiene también interés científico ya que muchas de las estrategias curativas de la diabetes que están siendo investigadas actualmente tienen como objetivo prolongar la supervivencia de estas células que aún persisten funcionales y ayudar a que se regeneren.

Fuente: http://www.fundaciondiabetes.org/general/articulo/160/la-luna-de-miel

Compartir
Etiquetas:
flechavolver a novedades